7,00 

Gotas del paraíso envueltas en la tradición de la tela de lenguas mallorquina. Carácter mediterráneo y aromas delicados de tomate, manzana y plátano maduros, almendra, alcachofa y un sabor a hierba verde muy suave, todos ellos equilibrados y sutiles que encierran el auténtico sabor de los mejores olivos de Mallorca. Estos aromas se consiguen cuando el envero está entre el 5 y 6 de maduración de la aceituna. Esta marca es un tributo a nuestra finca y al año de construcción de su celler (1818).